Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de marzo, 2013

Corazón, corazón

Si después de sentir tu pasado, me miras de frente y me dices adiós,  te diré con el alma en la mano que puedes quedarte, porque yo me voy. En la voz de Pedro Infante, no hay igual.

El profeta

Una vez una persona sabia me dijo que la vida no era una recolección de momentos efímeros, si no el conjunto de todo aquello que había sido importante para nosotros.

Y como todo sabio aprendiz, seguí las enseñanzas de aquellas personas que yo sabía, podrían decirme algo interesante.

Un buen día, como todos los demás, me encontré a un profeta, un visionario, un genio.... bueno pues, sentí que había encontrado a mi santo grial, a mi infinito, a mi todo en una persona tan imponente y bonita, tan elegante, tan perfecta y superior a mí, que no dude en tratarlo por un momento como el mismísimo Dios. Y como borreguito lo seguí de aquí a allá, escuchando su palabra sin cansancio, sus muy sonadas letanías que convencían a la gente con verdades irrefutables, a las que mis sentidos respondían con tanta naturalidad, que parecía que emanaban de mi ser.

Hasta que un día, conocí la injusticia propiciada por mi propio maestro.... y en un segundo, comprendí la verdad. Entendí que aquél genio al que t…

El milagro es coincidir

Hace varios años este poema tenía otro significado para mí, hoy lo entiendo mejor que nunca.

El milagro es coincidir
Un espacio infinito. Un tiempo eterno.
El milagro es coincidir.
Coincidir aquí y ahora.
Y saber  que es un rato la vida.
Y que un rato  es poco.
-Antonio Mas.